La habitación del bebé

La habitación de tu bebé tiene que ser un lugar muy especial que él recordará durante toda su vida por haberse criado allí. Pero, además de bonita y acogedora, debe ser práctica y asegurarte de que puedes guardar ahí todo lo que necesitas.

Tu bebé pronto estará en casa y vuestra alegría es gigantesca. Pero, antes de que llegue ese momento, deberíais plantearos dónde dormirá vuestro retoño. Ya sea en vuestro dormitorio o en una habitación para el bebé solo, aquí te damos algunos consejos que deberías seguir:

Todo para la habitación del bebé:

  • Un cambiador de pañales: Necesitaras una mesa o cómoda especial para cambiar los pañales, mejor en la misma habitación del bebé..
  • Un contenedor para los pañales: Tendrás montones y montones de pañales sucios y necesitarás algún sitio para ir dejándolos.
  • Intercomunicador de bebé: Será increiblemente práctico cuando duermas en una habitación y tu bebé en otra.
  • Una lámpara de calor: Para que tu hijo esté mucho más calentito en invierno cuando lo cambias o lo desvistes para bañarlo. Puedes tenerla en la habitación del bebé o en el baño, dónde esté el cambiador.
  • Parque infantil: Un parque infantil es algo muy práctico para cuando tu bebé ya no cabe en la cuna. Puedes dejarlo solo un ratito sabiendo que está a salvo de hermanos mayores. Lo puedes tener en la habitación del bebé o en el comedor.
  • Mantita para el bebé: Es un regalo muy popular para los recién nacidos. Siempre la tendrás a mano para mantener caliente a tu bebé.

Weitere Artikel

Todo para el descanso de tu bebé:

  • Una cuna: Tu bebé en su habitación necesitará una cuna en la que poder dormir tranquilo.
  • Un moises: Muchos padres optan por la opción de utilizar un moises durante las primeras semanas. Para muchos es más cómodo ya que el moises tiene ruedas y puede desplazarse fácilmente de un sitio a otro de la casa. Cuando queráis que el bebé vaya a su habitación podéis cambiarlo ya de cuna.
  • Un colchón: Un colchón de calidad y que sea transpirable para que tu hijo pueda dormir boca abajo en él.
  • Sábanas impermeables: Aunque tu bebé use pañal, siempre hay riesgo de algún "escape". Por eso, unas bonitas sábanas impermeables podrían serte de gran ayuda. Son un imprescindible en la habitación del bebé.
  • Sábanas: Necesitas dos sábanas del tamaño del colchón de tu bebé.
  • Saco de dormir: Con dos sacos de dormir pequeñitos para que tu bebé descanse será suficiente. Uno para invierno y otro más fresco para verano.
  • Un movil para la cama: Un móvil para la cama te solucionará muchos problemas a la hora de que tu pequeño se entretenga. Mirando lucecitas y los muñequitos lo dejará embobado y, además, desarrollará su mente.
  • Atención: En las primeras semanas no debes abarrotar de muñecos y de cosas la cuna de tu bebé. Debes dejarle espacio para que respire. Con el tiempo ya podrás ir añadiendo cositas que le vayan haciendo falta.

¡Ímprimelo y comprueba!

Ya tienes a tu bebé en casa y eso es una gran alegría para todos. Ahora es el momento en el que de verdad te darás cuenta de lo que necesitas en la habitación del bebé. Con esta lista estarás prevenida.

» hacia el PDF