Primeras sílabas del bebé

A esta edad , tu hijo va a experimentar un gran avance en su relación con el idioma y la expresión. Comenzará a balbucear algunas sílabas y te sorprenderá con sus espontáneas reacciones. Además empieza a reconocer voces.

Durante esta etapa de la vida, entre los siete y los nueve meses, descubrirás que tu bebé ya es capaz de pronunciar algunas cosas con mediana claridad.  Lo primero que le oirás decir serán sílabas simples. Escucharás claramente algunas como  "ma", "pa" y "ba" entre otras, por ello parece que dice por primera vez mamá o papá. Notarás también cómo va variando el volúmen y el tono que emplea al pronunciarlas. Ningún bebé empieza diciendo palabras enteras. Siempre comienzan por pequeñas sílabas claras que irán evolucionando hasta convertirse en sonidos que podrás reconocer claramente.

Habla con tu hijo cuanto puedas

Es importante que hables con el bebé tanto como puedas, repítele nombres y objetos, y su nombre. Dile lo que estás haciendo. Esto permitirá que tu hijo comprenda el uso de ciertos objetos y los recuerde. Puede ser útil tocar un objeto y repetir su nombre, así irá asignando nombres a los objetos, aunque no pueda repetirlos.

Consejo: El canto es un vehículo muy apropiado para el desarrollo del lenguaje. No importa si cantas bien o mal, tu hijo aprenderá a escuchar con gran alegría y con las canciones el uso lúdico del lenguaje. Puedes encontrar algunas sugerencias en nuestra sección de Canciones infantiles.

Weitere Artikel

Humor

El bebé puede notar tu estao de ánimo. Escúchate, ¿suenas feliz o enojada? ¿Triste? Los bebés tienen un séptimo sentido para esos sentimientos, porque lo notan en su voz. Al hacerlo, reaccionan en consecuencia. Si gritas  el bebé empezará a llorar. Si eres feliz se reirá contigo.

Comunicación y habla de los bebés en su primer año

Puedes conocer en nuestros artículos distintos puntos de vista de la evolución de la comunicación en bebés de un año de vida.

Desarrollo del bebé en otros aspectos

Conoce en estos artículos como se desarrolla el bebé de entre siete y nueve meses en otros aspectos: