Infecciones en el embarazo

Padecer algunas de estas infecciones en el embarazo, que no sean detectadas ni tratadas puede tener graves consecuencias. En esta sección puedes encontrar las más comunes y peligrosas, como pueden detectarse y como puedes protegerte de estas infecciones en el embarazo y con ello proteger a tu bebé.

La infecciones en el embarazo pueden afectar al bebé

El embarazo es una etapa en que la embarazada no debe tener solo cuidado de sí misma sinó también de la salud y el bienestar del bebé. Infecciones en el embarazo, debido a un virus o una bacteria puede dañar tanto la salud de la mujer embarazada, así como tener importantes efectos en el feto llegando en casos graves a la muerte. Además las infecciones que padezca en el embarazo un mujer pueden transmitirse al bebé en el parto o incluso durante la lactancia materna.

¿Cómo protegerse contra las infecciones en el embarazo?

Las infecciones que una embarazada haya padecido antes del embarazo pueden haber dejado una “inmunidad” subyacente que la protege a ella y al feto de una nueva infección.Sin embargo, si estas volvieran a reproducirse sería muy peligroso. Si estáis pensando en ampliar la familia, debes hacerte un chequeo y repasar las vacunas contra enfermedades infecciosas que podrían afectarte durante el embarazo.

En las infecciones en el embarazo no podemos hablar de una respuesta inmune adecuad y, por tanto, no existe una garantía al cien por cien. Sin embargo, el nivel de higiene en nuestro país es relativamente alto y las infecciones en el embarazo que representen un gran peligro no son comunes.

La alta calidad de la atención prenatal ayuda a identificar la mayoría de las nuevas infecciones y a tratarlas a tiempo. Por ello precisamente es muy importante acudir a las distintas visitas de control del embarazo.

¿Como se transmiten las infecciones en el embarazo?

Las vías de contagio son diferentes según las bacterias patógenas que causan la infección.

  • La rubéola, el sarampión y las paperas se pueden transmitir a través de la infección por gotitas.
  • La listeriosis puede transmitirse a través del consumo de leche cruda y embutidos crudos. Contra esta infección, en el embarazo debes prestar atención especial a las recomendaciones sobre los alimentos se deben evitar y lo que deberías tener en cuenta sobre el cuidado de los animales.
  • El virus de Hepatitis B, el del VIH y las clamidias pueden transferirse de una persona infectada a otra mediante relaciones sexuales sin protección. Otros fluidos corporales como la orina o la sangre también puede transmitir estos patógenos.

¿Como se detectan las infecciones en el embarazo?

Si el niño se ha infectado por un patógeno a través de la madre puede examinarse durante el embarazo con las siguientes medidas:

  • Mediante las distintas visitas de control del embarazo que se realizan periódicamente con análisis de sangre y muestras de orina.
  • Si se sospecha de una infección en el área genital, el médico toma una muestra de la vagina y el cuello uterino.
  • Las ecografías pueden mostrar si el niño padece algún daño.
  • Con la CTG, se pueden controlar los latidos del corazón del niño y pueden ser monitorizados para detectar cualquier problema.
  • Ante una fuerte sospecha de infección en el embarazo se puede extraer una muestra de sangre del cordón umbilical o de líquido amniótico, una amniocentesis.

La probabilidad de que la madre transmita una infección al niño depende del momento del diagnóstico, del tratamiento adecuado, del patógeno que lo causa, de su modo de acción y de la etapa de gestación en la que se encuentre.

Mientras que algunos agentes patógenos son especialmente peligrosos en el primer trimestre del embarazo, el riesgo de infección por otros patógenos es particularmente elevado en el momento del parto.

Para las siguientes infecciones se debe estar especialmente alerta durante el embarazo.

Infecciones en el embarazo por virus

Hay muchos virus que se transmiten de una persona a otra y durante el embarazo una infección viral puede ser muy peligrosa. A diferencia de las bacterias, los virus necesitan células, órganos o personas  para desarrollarse y crecer. La célula infectada se transforma en un “portador” del virus. Así puede producir una inflamación, infectar a otras células y conducir a una típica enfermedad viral.

Normalmente el sistema inmunológico detecta estas células convertidas y las elimina. Sin embargo, hay tipos inofensivos y peligrosos de infecciones virales. Sólo algunas de las infecciones virales que pueden padecerse en el embarazo tienen actualmente vacuna. Encuentra aquí toda la información sobre las infecciones en el embarazo más peligrosas que se pueden padecer debido a los virus.

Infecciones en el embarazo: Las paperas

Las paperas

La parotiditis, más conocida como las paperas, es una infección viral contagiosa que se presenta principalmente en la infancia. La mayoría de las mujeres embarazadas son inmunes por una enfermedad previa o por la vacunación contra el virus.

Infecciones en el embarazo: La varicela

La varicela

La varicela es conocida principalmente como una enfermedad infantil clásica y altamente contagiosa. Infecciones en el embarazo por varicela son poco frecuentes, pero, por desgracia, cuando se presenta es muy peligrosa para el bebé.

Herpes genital

Herpes genital

El herpes genital es una enfermedad de transmisión sexual puesto que se transmite en el acto sexual con penetración. Es una de las infecciones en el embarazo más peligrosas para la mujer y el bebé.

Infecciones en el embarazo: Sarampión en el embarazo

Sarampión en el embarazo

El sarampión es una enfermedad viral altamente contagiosa. Infecciones en el embarazo por sarampión ocurre con poca frecuencia, ya que muchas mujeres ya han pasado la enfermedad y han desarrollado una inmunidad de por vida.

Infecciones en el embarazo: Rubéola durante el embarazo

Rubéola durante el embarazo

Entre las infecciones víricas en el embarazo, la rubéola es una enfermedad infantil clásica y altamente contagiosa. Cuando no se ha pasado de niño, tiene unos efectos muy fuertes en adultos.

Infecciones en el embarazo: La Hepatitis B

La Hepatitis B

La enfermedad viral de la hepatitis B es una infección del hígado. Es una de las enfermedades en el embarazo más comunes, de las infecciosas, y debes hacerte un análisis para evitar el contagio del bebé en el parto.

Infecciones en el embarazo por bacterias

Las bacterias están por todas partes en nuestro entorno y toda persona es portadora de diferentes bacterias diferentes sin ser consciente de ello. Las bacterias se pueden detectar en las secreciones corporales tales como muestras de moco, orina, heces, sangre y también están en los órganos. Las bacterias no son visibles a simple vista. Sólo bajo el microscopio se pueden ver y analizar. Cuando se multiplican, las bacterias son agentes patógenos que pueden causar infecciones en seres humanos.

El asentamiento de bacterias en la vagina, por ejemplo, es muy frecuente, pero no siempre produce una enfermedad. Sin embargo, algunas de las infecciones bacterianas durante el embarazo pueden ser peligrosas para el niño y deben tratarse con urgencia. Las bacterias pueden ser controladas con antibióticos que las matan y previenen su crecimiento.

Durante el embarazo debes prestar especial atención a estas enfermedades bacterianas. En nuestros artículos puedes encontrar más información sobre las distintas infecciones en el embarazo producidas por bacterias.

Infecciones en el embarazo: Vaginosis bacteriana

Vaginosis bacteriana

Con una vaginosis bacteriana lo que se produce es un cambio en la flora vaginal. Infecciones en el embarazo por vaginosis  deben tratarse siempre, pues podrían tener graves consecuencias para la madre y el niño.

Infecciones en el embarazo: Cistitis

Cistitis

Debido a los cambios hormonales las mujeres son particularmente propensas a padecer infecciones en el embarazo de la vejiga, y deben consultar a un médico para evitar complicaciones en el embarazo.

Infecciones en el embarazo: Clamidia en el embarazo

Clamidia en el embarazo

Si se trata a tiempo la infección por clamidia normalmente no aparecen problemas. Sin embargo si no se detectan estas infecciones en el embarazo, pueden plantear graves riesgos para la madre y el niño.

Infecciones en el embarazo: Estreptococos en el embarazo

Estreptococos en el embarazo

Mientras que los estreptococos son, en la mayoría de casos, inofensivos para la madre, infecciones en el embarazo con contagio del bebé pueden traer consecuancias graves para la salud del pequeño.

Infecciones en el embarazo por alimentos

Una infección alimentícia pertenece a las enfermedades de declaración obligatoria más frecuentes. La intoxicación alimentaria se conoce también como intolerancia a los alimentos. Se trata de gérmenes infectados que mediante el consumo se transmiten a los seres humanos.

La propagación de hongos y bacterias se ve muchas veces favorecida por un almacenamiento incorrecto o inadecuado de los alimentos. Además, los animales domésticos pueden ser también portadores de diversos agentes patógenos. La arena de los gatos, por ejemplo, puede ser también un gran peligro para una embarazada.

En los siguientes artículos te contamos qué infecciones en el embarazo producidas por intolerancia o mal estado de los alimentos debes evitar. Pueden ser muy peligrosas para tu bebé.

Infecciones en el embarazo: Salmonelosis

Salmonelosis

Especialmente las mujeres embarazadas deben evitar los alimentos que puedan contraer la salmonela. Si se ingiere suficiente líquido esta infección no es necesariamente crítica.

Infecciones en el embarazo: Toxoplasmosis

Toxoplasmosis

Es debida a un pequeño parásito (Toxoplasma gondii), que se transmite principalmente por las heces de gatos y la carne cruda. Aunque generalmente es una infección inofensiva, una infección en el embarazo es peligrosa.

Infecciones en el embarazo: Listeriosis en el embarazo

Listeriosis

Aunque es una infección que raramente llega a los bebés, puede ser peligrosa. Se transmite principalmente a través de los alimentos y aunque es bastante inofensiva para los adultos, en los bebés tiene mucho peligro.