Remedios caseros para la diarrea

Si tu niño tiene diarrea, no tienes porqué recurrir directamente alos medicamentos, puedes usar remedios caseros. Muchos de ellos, tras generaciones de uso, siguen demostrando su efectividad. Encuentra aquí cómo preparar compresas calientes, remedio de arcilla o ciertos tés que pueden ayudar a tu niño con la diarrea.

Hay varios remedios caseros que se pueden utilizar contra la diarrea en los niños. Se trata de remedios que básicamente, permiten aliviar el dolor y funcionan como anti-inflamatorios caseros de limpieza del intestino. Los remedios caseros para aliviar el dolor están destinados a aliviar los efectos secundarios de la diarrea, tales como dolor abdominal o calambres en el estómago. Los  remedios caseros anti-inflamatorios promueven la limpieza del intestino de patógenos.

Remedios caseros contra el dolor

La diarrea se asocia a menudo con efectos secundarios tales como dolor abdominal o calambres en el estómago. Algunos remedios caseros pueden ayudar a aliviar estos dolores en los niños.

Weitere Artikel

  • Bolsa de agua caliente contra la diarrea: El dolor abdominal es un efecto secundario de la diarrea. Mediante la aplicación de una bolsa de agua caliente puedes aliviar el dolor abdominal de tu hijo. Para más comodidad coloca al niño en el sofá o en la cama. Dado que las náuseas y los vómitos que suelen estar asociados con la diarrea, deja su torso un poco lovantado, encima de una manta o una almohada, por si tuviera que incorporarse para vomitar. Una vez bien tumbado o sentadito puedes colocarles una bolsa de agua caliente envuelta en una toalla sobre su vientre. Esto relaja los músculos y alivia el dolor.
  • Apósito de patata para la diarrea: Tan efectivo como el uso de una bolsa de agua caliente es el apósito o cataplasma de patata contra el dolor abdominal asociado a la diarrea. Para prepararlo hierve las patatas y deja que se enfríen un poco. Usar las patatas tíbias y no calientes evitará que el niño se queme. Aplastar las patatas y luego espárcelas encima de una venda de gasa, en un grosor de aproximadamente un centímetro. Pon el vendaje encima del vientre y el abdomen del niño y cúbrelo luego con una toalla. Déjale envuelto y abrigadito unos 60-90 minutos hasta que el apósito se haya enfriado por completo.

Remdios caseros anti-inflamatorios y para la limpieza intestinal

Para la diarrea, hay varios remedios caseros que tienen un efecto de limpieza intestinal y anti-inflamatorio. Ayudan a eliminar los agentes patógenos del intestino para que de esta manera la diarrea disminuya y la flora intestinal se recupere con rapidez.

  • Los plátanos pueden aliviar los múltiples síntomas que acompañan la diarrea. El plátano contiene pectina que es una fibra dietética soluble en agua, que se hincha en el intestino y así también amplía el contenido del intestino, por ello se dice que el plátano tiene un efecto “taponador”. Además, la pectina limpia las paredes intestinales de patógenos, los agrupa y los transporta por el intestino. Los plátanos son también, debido a los hidratos de carbono que contienen, una buena fuente de energía y también proporcionan a tu hijo con un montón de potasio y magnesio. Puesto que con diarrea hay una pérdida importante de minerales del cuerpo, el consumo de plátanos ayuda a revertir esta pérdida. Una sencilla receta para la diarrea con este ingrediente es la papilla de plátano y avena.
  • Las manzanas ayudan en las enfermedades diarreicas en la limpieza de patógenos del intestino. Al igual que los plátanos y las manzanas tienen un alto contenido de pectina. Las pectinas se hinchan en el intestino, atrapan los patógenos y limpian así la pared intestinal. Una forma de preparar las manzanas es limpiar y pelar 250 gramos de manzana, y con un rallador rallarlas finitas. Luego deja que con el aire se oxide un poco hasta tener un color más amarronado. Al rallar la manzana hay más superfície que libera pectina. Un niño puede tomar puré de manzana preparado así hasta 5 veces al día.
  • Las zanahorias en su forma cruda contienen mucha pectina y pueden ayudar a tu niño con la diarrea. Las zanahorias cocidas siguen siendo eficaces, aunque de forma diferente. Después de cocinar las zanahorias emergen pequeñas moléculas de azúcar llamadas oligosacáridos. Estos oligosacáridos tienen una estructura similar a los receptores de la pared intestinal, permitiendo que el patógeno se adhiera a las moléculas de azúcar. De esta manera, los agentes patógenos se elimina del cuerpo fácilmente, dando lugar a una desaparición inmediata de la diarrea. En caso de diarrea te aconsejamos que pruebes la sopa de zanahoria a la Trate de diarrea, pero una vez que la larga tradición de la sopa de zanahoria de Ernst Moro.
  • La arcilla es una arena especial, fina, compuesta de varios minerales y oligoelementos. Los elementos clave son el potasio, el magnesio, el sodio, el calcio y el hierro. La arcilla es capaz de absorber líquidos y de eliminar las toxinas. Por esta razón, es muy bueno para la diarrea, para calmar el tracto gastrointestinal y restablecer el equilibrio de minerales. Su ingestión debe hacerse disolviemndo dos cucharaditas de arena de arcilla (especial para consumo) en un vaso de agua o té. Este remedio no debe usarse en caso o sospecha de enfermedad renal o intestinal. Antes de usar arcilla en un niño debes habar con el pediatra, él te dará consejos útiles respecto a su uso y dosificación.

Atención: Combinación de cola y galletas saladas


En los adultos la combinación de cola con galletas o bastoncillos salados no tiene ningún efecto negativo, pero en general no es muy efectivo. Para niños está absolutamente desaconsejado.


Las galletas y bastoncitos salados contienen un equilibrio mineral en relación al sodio, ero por el contrario hay una falta de otros minerales importantes como el potasio o el cloro.


La cola contiene una gran cantidad de azúcar y una gran cantidad de cafeína y de hecho puede empeorar la diarrea. La pérdida de líquido puede verse acentuada.

Enema o lavativa para la diarrea

Un enemaes muy eficaz para los problemas intestinales como la diarrea. Una descarga de líquidos a través del ano en el intestino promueve una buena limpieza del intestino y tiene un efecto de alivio. La lavativa és una medida inusual, pero eficaz para la diarrea, aunque muchos padres tienen miedo y dudas de que pueda hacer daño al niño. Consulta esta posibilidad con un médico, te dará consejos al respecto.

  • El líquido utilizado para un enema en caso de diarrea puede ser agua y té de manzanilla. Para ello, basta con verter una cucharada de flores de manzanilla en un litro de agua hirviendo. La temperatura debe estar en aproximadamente 30 ° C, debido a que cuanto más fría sea el agua, más efecto limpiador tiene.
  • Para un enema se utiliza un utensilio que lleva ese mismo nombre y que puedes encontrar en la farmacia. Los hay de distintos tamaños. Para un bebé 100ml, un niño pequeño 250ml, y para un niño en edad escolar 500ml.
  • Para una mejor introducción lubrica el enema con vaselina o aceite.
  • Introduce el enema entonces muy suavemente, unos tres centímetros, en el ano de tu hijo. Para una mejor aplicación es mejor que el niño se acueste boca abajo o se ponga en posición de lado.
  • Luego aprieta el enema de forma que el líquido que hay dentro se vacíe dentro del intestino del niño. Los niños un poco mayores deben intentar contraer el esfínter para evitar que el líquido salga de nuevo enseguida. En caso de bebés y niños pequeños, presiona sun nalgas para evitar que salga. Una sugerencia: Puesto que los niños generalmente no pueden controlar su esfínter, es recomendable que coloques al niño dentro de la bañera vacía.