¿Acoger o adoptar un niño?

Si has decidido que quieres acoger o adoptar un niño pero no sabes por qué tipo de acción decidirte, en este artículo te detallamos los requisitos que se piden y las ventajas de cada una de las opciones. Todo lo que necesitas saber para acoger o adoptar un niño.

Si te planteas acoger o adoptar un niño debes informarte bien. Los requisitos para que te concedan una acogida pueden variar según la comunidad autónoma en la que vivas. Por ello, te recomendamos que si de verdad tienes interés, te dirijas a la Consejería de Infancia de tu Comunidad, donde seguro te atenderán. Recuerda que todos los tipos de família que estan contempladas como tal en el Código Civil pueden acoger o adoptar un niño, esto incluye las personas solteras.

  • Ser mayor de 25 años. Al adoptar un niño por ambos cónyuges basta que uno de ellos haya alcanzado dicha edad.
  • Tener, por lo menos, catorce años más que el adoptado.
  • Haber presentado la correspondiente solicitud en el Registro de Adopciones.
  • Tener unas condiciones psico-pedagógicas y socio-económicas mínimas.
  • Que el medio familiar reúna las condiciones adecuadas para la atención del menor respecto a su salud física y psíquica.
  • En el caso de parejas, para adoptar un niño se precisa la existencia de una relación estable y positiva. (Se valora la convivencia mínima de 2 años).
  • Tener motivaciones y actitudes adecuadas para adoptar un niño.
  • Poseer una aptitud básica para la educación de un niño.

Weitere Artikel

Evaluación para acoger o adoptar un niño

La evaluación de los candidatos a adoptar un niño, comienza en el momento de presentar la solicitud de adopción y continúa hasta aproximadamente dos años después de que el niño ingresa al nuevo hogar. Se exige que los adoptantes tengan compatibilidad psicológica con el o los niños a adoptar, o sea una empatía entre las partes. Hay países que cuentan con organizaciones no gubernamentales que se encargan de las adopciones, al igual que el Estado. Pero en algunos, adoptar un niño es materia exclusiva de instituciones gubernamentales.


En España, pueden adoptar un niño las parejas heterosexuales, familias monoparentales, así como las parejas homosexuales. Sin embargo, estas últimas aseguran seguir estando discriminadas por la administración, principalmente mediante los test de aptitud, pruebas que ellos consideran comprenden una buena dosis de subjetividad del funcionario evaluador.

Ventajas de adoptar un niño

Adoptar un niño es un paso maravilloso para el pequeño y para la pareja que desea un hijo, creando una nueva familia para siempre. A diferencia de la acogida, adoptar un niño está asociada a algunas ventajas principalmente en relación con la convivencia y los derechos de los padres adoptivos:

  • Al adoptar un niño, éste es legalmente tu hijo adquiriendo así todos los derechos y deberes de los padres naturales. En la acogida de un niño es diferente, ya que el niño sigue siendo legalmente el hijo de los padres biológicos. Las decisiones importantes deben estar coordinadas con ellos e interfieren el en proceso de acogida, ya que su consentimiento suele ser requerido. Puedes encontrar más sobre este tema nuestra sección Niños de acogida.
  • Al adoptar un niño se convierte en parte de la familia, para siempre. La acogida de un niño es temporal, puede que cambien las condiciones y que el niño vuelva con sus padres biológicos.
  • Un niño adoptado adquiere el apellido familiar, esto favorece y fortalece aún más el sentimiento de família, el "nosotros". Un niño acogido conserva sus apellidos de nacimiento.
  • Al adoptar un niño (aunque también ante un proceso de acogida) tenéis derecho a una baja y a una prestación por maternidad y por paternidad. La duración del periodo de descanso es de 16 semanas ininterrumpidas, ampliable en caso de parto, adopción o acogimiento múltiple. En el casp de la paternidad el período máximo de duración será de hasta 13 días ininterrumpidos, ampliables en 2 días más por cada hijo a partir del segundo, en los supuestos adopción o acogimiento múltiples; 20 días, cuando la adopción o acogimiento se produzca en una familia numerosa o cuando el hijo adoptado o acogido tenga una discapacidad de al menos un 33 por ciento.
  • El niño adoptado es protegido en caso de muerte de los padres, ya que es tratado bajo la ley de sucesión como un hijo natural y así el legítimo derecho de primer orden es, incluso cuando no hay testamento. Los niños de acogina no son tratados como hijos naturales y para que puedan heredar algo debe fugirar en el testamento.

Ventajas de la acogida

  • El proceso de adopción, a diferencia del de acogida, puede ser muy tedioso, lento y puede finalizar sin éxito, mientras que el de acogida dura mucho menos y no suele presentar problemas de asignación. Para adoptar un niño las parejas suelen esperar varios años, y los criterios de selección son muy selectivos. Los criterios para la recepción de un niño de acogida no son tan selectivos y por lo tanto las posibilidades de éxito son mayores..
  • En el proceso de solicitud para doptar un niño, los padres adoptivos potenciales serán seleccionados y puestos a prueba. Esto puede ser angustiante.
  • No siempre se consigue que el niño a adoptarsea un bebé. Muchos niños de mayor edad están buscando nuevos padres. Pero esto también significa que un niño adoptado viene con su propia historia. Incluso en un niño de acogida, la edad no se puede escoger. Se puede hablar de preferencias con el Servicio de Protección de Menores o los servicios socales, pero al final se asigna siempre un niño de los servicios sociales.
  • Para adoptar un niño en el extranjero, debido a la existencia de diferentes lenguas nativas entenderse con el país d e porcedencia puede ser un problema incluso legal. La agencia de adopción debe informaros sobre la base jurídica para la adopción del país de origen.

Más información sobre adoptar un niño

Puedes obtener más información sobre estos detalles en nuestras áreas, Adoptar un niño y Niño de acogida.